¿Se puede disfrutar de la soledad?

A muchas personas les aterra quedarse solos eventualmente o no tener ningún tipo de compañía en momentos especiales. Evidentemente, cuando se trata de fechas como Navidad y Año Nuevo o nuestro cumpleaños, para nadie puede ser placentero estar solo y lejos de sus seres queridos.

Aunque existen otras personas que aprovechan del tiempo a solas para conocer más de sí mismos. Estas personas que prefieren una noche de tranquilidad en casa en vez de ir de fiesta con sus amigos. Lo importante en estos casos es que son las mismas personas quienes eligen actuar de esa manera y logran disfrutar de lo que podría ser un momento triste para otros.

No sigas los patrones sociales

La sociedad siempre marca reglas y tendencias que no son del todo útiles. El camino al éxito y la felicidad no es el mismo para todas las personas. Algunos prefieren ir más lento, otros prefieren ir sin frenos. Independientemente de cuál sea tu caso, depende de ti avanzar solo o acompañado y de cualquier manera puedes estar bien contigo mismo.

Siempre es bueno tener a alguien con quien celebrar las victorias o alguien que te escuche cuando necesites desahogarte. Si en algún momento te encuentras en una de estas situaciones y has decidido vivir tu vida solo, puedes siempre tomar el teléfono y llamar a un amigo o familiar. Puedes entrar también a sitios de Internet donde puedes tener conversaciones con personas desconocidas sobre cualquier tema que se te ocurra.

No pienses que si te gusta la soledad, eres un caso aislado o atípico. Si decidiste vivir solo, disfruta y aprovecha la oportunidad de vivir a tu manera. Es un poco común en estos casos que el orden y la limpieza no sean tus aliados. Es por esto que debes tratar de mantener tus cosas ordenadas y desechar lo que ya no vayas a utilizar. Deja notas en el refrigerador para que recuerdes hacer la limpieza y no dejes que se te acumule la ropa sucia.

En ocasiones cuando quieras ir al cine o hacer un viaje fuera de la ciudad, tienes dos opciones: seguir con tu modelo de vida solitario o interactuar un poco con otras personas invitando a algún conocido a que te acompañe. Al fin y al cabo se tratará únicamente de un asunto ocasional.

¿Le temes a la soledad?

Quizá tiene que ver más con la costumbre que con un miedo real. Al estar acostumbrados a vivir en un entorno social interactuando día a día con otras personas, cuando no escuchamos más que silencio o nuestra voz interior, puede ser realmente desgarrador.

Incluso aunque estemos solos, siempre buscamos una manera de interactuar con otras personas a través de nuestros teléfonos inteligentes y sus aplicaciones de mensajería instantánea y video llamadas. Las redes sociales también juegan un papel importante en este aspecto.

Nos guste o no, la dependencia que podemos sentir de compartir con otras personas puede llegar a ser incontrolable. Es por esto que muchas personas no pueden superar la ruptura de una relación amorosa y buscan por todos los medios la manera de volver con esa persona.

Nuestra felicidad depende de nosotros mismos

SI hay algo que siempre se mantendrá constante es el valor que tenemos hacia nosotros mismos. Se trata de todas las experiencias vividas en el pasado, lo que vives en el presente y lo que vivirás en el futuro. El primer paso es creer en ti mismo.

Demuéstrate que eres capaz de superar obstáculos y seguir adelante. Aprende a identificar a las personas tóxicas que no te hacen nada bien en tu vida y aléjate de ellas. Recuerda que vale más estar solo que mal acompañado.

No necesitas un manual o una guía, solo sigue tu corazón y escucha lo que tiene que decir. Al principio puede que no sea fácil, pero con el paso del tiempo lograrás adaptarte y después todo mejorará.

Compártelo:

Leave Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial